jueves, 22 de noviembre de 2007

Delicias: Las casitas de Richard Meier en los '60, parte 2: Familia Douglas




Casa Douglas. Harbor Springs, Michigan 1971-1973 (¡los sesenta en los setenta!)

Las casa Douglas es el punto culmine del primer período de Meier, donde todas las ideas desarrolladas en las experiencias en viviendas unifamiliares se plasmaron de forma más equilibrada e imaginativa. Si bien se construyó ya entrados en los 70, se transformó en un símbolo de aquel período. Concebida como una hermana adulta de la casa Smith, es aquí donde los referentes observados en el artículo anterior - Le Corbusier, Loos, Terragni y Schindler- mejor conviven, aún cuando la figura del gran maestro Suizo-Francés cobre mayor protagonismo. Dentro del blanco que todo lo cubre en una manta pareja, es quizás la poca honesta relación entre los materiales utilizados, sus sueños hormigoneros y cómo estos se expresan, el punto más cuestionable.
Fue además la primera obra que me dieron para analizar en el CBC, lo cual genera un lazo de amistad entre nosotros muy particular; me han quedado desde entonces dos reflexiones: La terraza y el deck muy "navieros" ideal para unos ricos mates en primavera acompañados por "The dark side of the Moon" de Floyd y el molesto y violento ingreso del sol en el ventanal que da al lago cuya respuesta parece darme una foto actual suelta en la web.

Las imágenes fueron tomadas de:
Richard Meier Architect -Libro Blanco- 1964-1984. New York, 1984, Rizzoli (libro recomendado)
Five Architects. Barcelona, 1982, Gustavo Gili.
www.richardmeier.com
Imágenes sueltas de la Web y de Flickr
Editado por el arq. Martín Lisnovsky

6 comentarios:

Amadeus dijo...

Semejante triple altura y lo ilumina con unos spot mugrientos...falta un asesor en iluminación!

Anónimo dijo...

Tanta casa para ese living con tan pocos metros cuadrados?

Guillermo Nimo dijo...

Estimado Ricardito, no lo tome usted a mal, no se ofenda, pero me parece su casita a sido copiada por los diseñadores que proyectan los hornos microondas actuales. Descarados. Shick-Shick

Manolo NoGalván dijo...

Vaya manera de faltarle el respeto a la madera en pos de infinidad de caprichos! Una aberración!

Anónimo dijo...

la triple altura me encanta...para que mas iluminacion? que de eso se encargue la mismisima naturaleza y el tiempo...

El living es como un pasar..al ser angosto y mas largo, bien pensado para una familia, un lugar donde se desarrollen distintos pasares a la vez..creo que en un lugar asi se puede aprovechar cada metro cuadrado, para que mas?


Guillermo eso es problema de los diseñadores de microondas faltos de didactismo.

y..manolo, una aberración me parece tu comentario..

esta casa es para quienes la entienden...digo, una mente que ha pensado un lugar que requiere algo mas que una critica vaga. saludos. viq :)

jòse dijo...

CONCEPTUALMENTE ME PARECE UN VAPOR QUE NAVEGA EN LAS AGUAS DEL LAGO QUE TIENE A SUS PIES Y QUE SE MATERIALIZA DE MANERA IDONEA.
NO SE COMO SEA FUNCIONALMENTE HABLANDO,PERO ARQUITECTONICAMENTE,SE ME HACE UN GRAN ACIERTO Y MAS PARA LA EPOCA EN QUE SE CONCIBIO Y DESARROLLO.

Blog Widget by LinkWithin